viernes, 3 de junio de 2016

EL ESPACIO EN EL RUGBY (Parte 1)

PLAN DE JUEGO

El espacio es un gran tema dentro del rugby actual. 
Crear espacio, conservar el espacio creado y, finalmente explotarlo, es de vital importancia, que es lo mismo que aceptar que previamente se ha reconocido su existencia. Con los jugadores actuales con altísimos niveles de preparación física, velocidad y agilidad, con rigurosos modelos defensivos y análisis de los modelos atacantes de la oposición, las posibilidades de batir a la defensa se están volviendo cada vez más difíciles.

De esta forma, ¿dónde está el espacio en el campo?

1. DETRÁS del equipo en defensa.

Comenzamos viendo si  se convierte en un área realmente efectiva y si puede ser utilizada para causar problemas para el equipo en defensa. La estructura de los alineamientos defensivos cambia conforme el equipo va desarrollando fases de juego, con frecuencia creando espacios por detrás del lado cerrado. Francia ha atacado con éxito, en el 6 Naciones del 2008, esta área mediante patadas cortas colgadas (“chip”) y rastreras (“grubber”), ataques que les llevaron a ensayos de Clerc. 
Del mismo modo, con la tendencia a utilizar cada vez más el modelo de “rush defense”, los espacios aparecen entre la primera línea defensiva y el fullback, creando, por tanto,  espacios “DETRÁS”. Jonny Wilkinson también ha utilizado este sistema con éxito contra Italia en el reciente torneo de las 6 Naciones, permitiendo a Paul Sackey conseguir puntos.

2. ESPACIO LATERAL

A partir de pelotas rápidas, las opciones pueden ser tanto crear una superioridad mediante el manejo o bien a través de una patada en diagonal. El ingrediente fundamental para el manejo son las trayectorias de carrera y la calidad de los pases para poder explotar el espacio. Esto se trata, simplemente, de crear la superioridad numérica, y se logra cuando los atacantes han trabajado para atraer a los defensores a una situación de punto de encuentro y posteriormente han liberado la pelota lo suficientemente rápido para evitar que el equipo defensor sea capaz de organizar su defensa. Para lograr que el equipo atacante consiga esta superioridad es vital tener, en primer lugar, un buen “momentum” de avance así como poder liberar la pelota rápidamente del consiguiente maul o ruck. El juego moderno ha visto como el equipo defensor se ha vuelto experto en el arte de ralentizar la posesión, así como en no implicar a demasiados jugadores en los puntos de encuentro, provocando que el equipo atacante implique a más jugadores en el ruck para asegurar y, por consiguiente, crear un escenario en el que los defensores superen en número a los atacantes. 
Frecuentemente, escuchamos a comentadores destacando cuando se crea una superioridad de 5 contra 4, se refieren normalmente a las superioridades obtenidas en el ESPACIO  LATERAL. Si embargo, a menos que los 4 primeros (interiores) atacantes fijen a sus defensores la superioridad no se manifestará, lo que indica que el espacio no ha sido creado con éxito hasta que la situación no se haya convertido en una de dos contra uno mediante trayectorias de carrera y pases precisos. Es un espacio potencial, pero las habilidades que se requieren para utilizarlo no deberían ser infravaloradas. El otro popular método para explotar el ESPACIO LATERAL, mucho más fácil de ejecutar, actualmente más efectivo, es la patada diagonal, una patada diagonal plana dirigida directamente al wing abierto (un pase adelantado legal). Esto es muy parecido al ataque del fútbol americano, excepto que la pelota, ahora, debe ser pateada y que el receptor debe estar situado detrás del pateador. Dentro del Rugby League, con la regla de los 6 tackles limitando la cantidad de continuidad, la mayoría prefiere utilizar la última fase para explotar el ESPACIO LATERAL o el ESPACIO DETRÁS mediante la opción de la patada, lo que indica claramente donde los equipos de Rugby League creen que existe el mayor porcentaje de recuperación y a su vez son capaces de mantener la ventaja territorial. 
La pregunta que actualmente se hacen los entrenadores y jugadores de Rugby League es la siguiente: ¿Es mejor mantener la continuidad en fases de juego de alta intensidad cerca de la zona de try o intentar el ataque en el espacio detrás o lateral mediante patadas? ¿Son equivalentes en ambos casos la recuperación de la pelota?
Sin embargo, pueden ser otros los resultados deseados. Para diferentes equipos y situaciones los resultados deseados pueden ser diferentes, como por ejemplo, la no pérdida de tiempo, que puede ser una clara demostración de una ventaja física sobre la defensa; o puede ser que un equipo no quiera adoptar ningún riesgo por lo que simplemente necesitará mantener la posesión de la pelota para conseguir sus objetivos. Pocos de esos resultados deseados, sin embargo, son relevantes, normalmente  en fases centrales del partido.

Continua en Parte 2, Link: http://rugbyandfitness.blogspot.com.ar/2013/08/el-espacio-en-el-rugby-parte-2.html

Plan de Juego, Rob Smith (London Wasp Academy)

www.rugbyandfitness.com
Facebook.com/rugbyandfitness
Twitter @rugbyandfitness


No hay comentarios: